¡ENTÉRESE! Fuertes críticas a la Estrategia Prass en Santander

0
8

Epidemiólogos y expertos en salud pública consideran que la estrategia Prass (Pruebas, Rastreo y Aislamiento Selectivo Sostenible) es muy débil en Santander, lo que no ha permitido que se conozca con certeza el comportamiento epidemiológico, tras la propagación del COVID-19.

En tanto, el Instituto Nacional de Salud reportó ayer 1.273 casos positivos, lo que indica que tanto solo en mayo se han notificado 13.355 contagios en esta zona del país.

El presidente de la Fundación Cardiovascular de Colombia, Víctor Raúl Castillo, ha sido uno de los más críticos frente al tema.

“No se ha cumplido con el objetivo. No está funcionando correctamente. Es una estrategia muy débil para poder rastrear, detectar y aislar a los pacientes con COVID-19 y esta es la única manera que tenemos de detectar los contagios a tiempo para así evitar la rápida propagación del virus”, puntualizó el experto.

Aseguró que, de todos los municipios de Santander, Bucaramanga es el único que está haciendo la tarea de la mejor manera.

Dentro de sus apreciaciones manifestó que, si bien se han hecho grandes esfuerzos para que en la región se procese un número considerable de pruebas, al menos la mitad de las muestras que se toman son enviadas a Bogotá.

Representantes de entidades prestadoras de salud, también han manifestado su preocupación frente al tema, por la forma en cómo se está abordando esta estrategia, pues se hace necesario minimizar los tiempos de procesamiento e información al paciente positivo.

“Los datos de las pruebas en Santander no son creíbles. Lo he dicho en muchas ocasiones. Los datos que nos han presentado no han servido porque falta testeo. El año pasado hicimos un artículo científico donde mostramos que Santander estaba entre los peores, en términos de cantidad de pruebas”, expresó Álvaro Javier Idrovo, doctor en Epidemiología y docente del Departamento de Salud Pública de la Universidad Industrial de Santander.

Por su parte, el secretario de Salud Departamental, Javier Villamizar, reconoció que falta fortalecer la estrategia Prass, tras asegurar que “es un tema en el que hemos insistido. Es una tarea de todos, pero es responsabilidad directa de los municipios y de las EAPB (Entidades Administradoras de Planes de Beneficios de Salud)”.

Incluso el funcionario ratificó que se ha evidenciado que los resultados están llegando muy tarde. Es decir, deberían ser entregados en máximo 48 horas y están llegando hasta 10 días después.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here